Por lo general, cuando una afición comienza a convertirse en algo más, empezamos a preguntarnos cosas que al principio no nos preocupaban. Por ejemplo, ¿por qué las tiendas de skate están llenas de blisters con pequeños aros metálicos recubiertos de colores? Son los rodamientos, el elemento que fija las ruedas a los ejes y las permite girar. Eso sí, ¿conocéis el ABEC de los rodamientos? Es la escala que se utiliza para clasificarlos en función de su resistencia, ¡y hoy os contamos todo lo que sabemos sobre él!

yoigoescritorio

¿Qué son los rodamientos en el skate?

Normalmente, cuando empezamos a patinar, lo único que nos importa es que los patines sean bonitos y no nos hagan daño. Y a veces, si son muy bonitos, hasta sacrificamos el bienestar de nuestros pies.  Eso sí, conforme avanzamos en nuestro hobby empiezan a preocuparnos temas más especializados, como los rodamientos. Si no sabes de qué estamos hablándote, probablemente aún estés cogiéndole el truco a lo de mantenerte de pie sobre tus patines o tabla de skate. Sin embargo, si la cosa al menos te suena, es que ya has dado un paso adelante. Los rodamientos son ese arito de metal que va dentro de cada rueda, pero… ¿sabes para qué sirven?

Los rodamientos de skate, aunque nadie nos lo cuente cuando empezamos, son importantísimos para el desarrollo de la actividad. Y es que de ellos, y de su calidad, dependerá que podamos hacer unas cosas u otras. O mejor aún, a qué velocidad podemos hacerlas. Cada rueda de skate tiene dos rodamientos en su interior, y son los elementos que fijan las ruedas a los ejes y las hacen girar. Conviene cuidarlos bastante y no exponerlos, por ejemplo, al agua o la arena. ¿Por qué? Pues porque estaremos disminuyendo considerablemente su vida útil, ¡y no queremos eso!

Lo cierto es que, aunque habrá quien no termine de entender su función, cuando llevas un tiempo patinando te das cuenta de que no habría skateboarding sin rodamientos. Permiten a las ruedas girar de forma fluida, a la velocidad que nosotros queramos, soportan nuestro peso… Parece mentira que un elemento tan pequeño y aparentemente sin importancia resulte tan importante, ¿verdad? Pues no solo lo es, sino que lo es tanto que incluso hay un sistema para clasificarlos, el ABEC de los rodamientos, ¡y hoy hemos venido a contártelo todo de él!

¿Qué es el ABEC?

Tal y como hemos mencionado un poco más arriba, el ABEC de los rodamientos es una escala que sirve para determinar la calidad de los mismos. De hecho, lo que mide exactamente es tanto la tolerancia de los mismos. ¿Y por qué ese nombre? El hecho de que esté en mayúsculas seguro que te ha dado alguna pista, y es que se trata de un acrónimo. Esto es, son varias letras unidas que, aunque forman una palabra, en realidad representan una palabra cada una. En esta ocasión, en perfecto inglés. ABEC viene de Annular Bearing Engineers Commitee, o lo que es lo mismo, Comité de ingenieros de rodamientos anulares.

Dicho comité se originó hace ya unas décadas, y lo cierto es que tiene poquito que ver con el skate. No, aunque nos duela no todo gira en torno a nuestro deporte favorito. Lo cierto es que son muchos los elementos que se sirven de los rodamientos para funcionar, y el skateboarding es solo uno de ellos. De ahí que el ABEC de los rodamientos sea utilizado para muchas más cosas que para el skate, ¡razón de más para saber bien qué es y por qué normal se rige!

Yoigo Custom

Básicamente, el ABEC de los rodamientos se encarga de estandarizar aspectos como las tolerancias, la geometría, el ruido o las dimensiones de los mismos. ¿Su objetivo? Que todos ellos, sea cual sea el fabricante que elijamos, nos ofrezcan unas condiciones lo más parecidas que sea posible. Para que nos entendamos, es como los números de las deportivas o la talla de la ropa, ¡pero bastante más preciso! Y ahora que ya sabemos qué es… ¿qué tal si le echamos un vistazo a los distintos tipos de ABEC? ¡Así no os la podrán colar nunca!

Tipos de ABEC

Lo primero que debemos saber es que las categorías ABEC se corresponden con números impares. Hasta hace poco, iban del 1 al 9, pero hace unos años una compañía estadounidense comenzó a fabricar rodamientos con ABEC 11. ¿Y en qué se diferencian unas de otras? Básicamente, en que a mayor número menores tolerancias. O lo que es lo mismo: la precisión aumenta, el rozamiento disminuye y todo esto da como resultado mayor fluidez en el giro y, por tanto, más velocidad. ¿De qué no sirve conocer los tipos de ABEC de los rodamientos en el mundo del patinaje?

Fácil, para saber cómo ir más rápido… ¡o en qué número de la escala plantarnos! Y es que, aunque más de uno habrá salivado al leer lo del ABEC 11, lo de ir a cerca de 300 kilómetros por hora sobre una tabla, además de ser complicado de conseguir, resulta d elo más aconsejable. No, por lo general los rodamientos de skate no necesitan de una gran precisión. Eso sí, es importante que tengan la resistencia necesaria para resistir la gran cantidad de golpes secos que recibirán en cada salto.

¿Podemos guiarnos únicamente por el tipo de ABEC a la hora de elegir nuestros rodamientos? No, ni podemos ni debemos, entre otras cosas, porque ya os hemos dicho que la mayoría de los rodamientos no serán para nosotros. Ahí ya entran otro tipo de características, así que si el post de hoy os ha resultado útil… muy atentos, ¡porque puede que pronto os traigamos algo más en este sentido! Por cierto, aquí va una tabla de equivalencias con otros criterios de clasificación, ¡nunca está de más conocerlos!

ABEC ISO DIN 
ABEC 1 normal P0
ABEC 3 clase 6 P6
ABEC 5 clase 5 P5
ABEC 7 clase 4 P4
ABEC 9 clase 2 P2
ABEC 11 clase 1 P1