Cuando se habla de paracaidismo, debemos remontarnos al año 1960, cuando Oliver de Malmesbury se lanzó desde una torre con un paracaídas hecho por él, salto que le costó una fractura en ambas piernas.

Yoigo Escritorio

Existen indicios que apuntan a que en el siglo XIII, acróbatas chinos se lanzaban desde unas alturas considerables con una especie de sombrillas de papel muy semejantes a los paracaídas. Esta actual disciplina deportiva, en los inicios tuvo que esperar hasta 1495, para la llegada de un genio llamado Leonardo Da Vinci, conocido como “el padre del paracaidismo”. El cual diseó un paracaídas en forma de pirámide conocido como Baldaquino que sería probado en 1514 con mala suerte, ya que la persona al cargo de probarlo perdería la vida en el intento.

El segundo hecho significativo en la historia de este deporte, sucede en 1617 cuando Fausto Venancio se atrevería a realizar un salto desde una torre en la hermosa Venecia, esta vez con éxito y con un paracaídas similar al de Leonardo Da Vinci, suprimiendo el paracaídas a un paño cuadrado con listones de madera  y unas cuerdas que parten de los ángulos para que la persona se pueda atar.

Posterior a esto en 1779, Montgolfier junto con el marqués de Brantes, complementan una cesta de mimbre la cual está colgada de una campana por doce cordones atados a un paracaídas de 2 metros de diámetro. Esta vez el paracaidista sería un cordero al que lanzaron desde una torre desde 35 metros con un resultado bastante positivo.

Pasado los años, concretamente en 1797, un hombre llamado Andre-Jacques decidió lanzarse desde un globo. Llegado el día 22 de Octubre realizó el salto con la mala fortuna que a 1000 metros de altura el globo termina explotando llegando a romper las cuerdas. Pese al gran susto aterriza con un buen balanceo. En 1880 viendo la gran evolución del paracaidismo es cuando se plantea el uso de este en el ejército.

¿Qué es el paracaidismo?

Paracaidismo es un salto realizado en gran altura con un paracaídas que va frenando la bajada, el salto se realiza desde una aeronave (avión, globo, helicóptero, etc.).

Yoigo Custom

El paracaidismo se realiza de forma deportiva o de forma recreativa. El objetivo de esta actividad es la caída libre, antes de abrir sus paracaídas mientras bajan a una velocidad inimaginable, los paracaidistas vuelan de una manera relativa.

De ambas formas en el paracaidismo hay varias maneras de saltar:

  • Caída libre (Salto en tándem, salto B.A.S.E, traje de alas, derivas, sky surf, ángulo, vuelo libre, trabajo relativo y estilo libre).
  • En vuelo con paracaídas (Precisión, swooping, trabajo relativo de Velamen y ground launching).
  • Saltos especiales: (L.A.L.O, H.A.L.O H.A.H.O).

El paracaidismo forma parte de un deporte aeronáutico en el cual requiere mucha más habilidad coordinativa que la buena capacidad física, aunque esto también nos ayude en la práctica de este deporte.

Para realizar esta actividad se necesita principalmente valentía, pues no todos somos capaces de afrontar esas alturas. El material requerido para ello son dos paracaídas, el principal y el de reserva por si el primero fallara; nos pondremos unas gafas adecuadas que protejan la vista y un altímetro para poder saber a la altitud que nos encontramos en el momento de dar el salto.

El paracaídas más utilizado es el de forma cuadrada ya que a la misma vez que obtienes más velocidad tienen un control más fácil de la dirección, sobretodo son muy usados en la competición. Este paracaídas se forma por dos paneles grandes en paralelo colocados en horizontal y unidos por algunos paneles más pequeños de manera vertical. La parte de arriba se encuentra tapada para poder planear mejor.