El gran Parque Nacional de los Picos de Europa está situado en plena Cordillera Cantábrica y surca las regiones de Asturias, León y Cantabria. Desde hace milenios, el paisaje se ha transformado debido al efecto del agua y el hielo sobre la caliza. Lo que ha provocado el surgimiento de un espectacular karst de montaña con grandes picos y profundas depresiones surcadas por ríos.

yoigoescritorio

Gracias a estas peculiares características, estamos ante uno de los escenarios favoritos por los amantes de la naturaleza y los deportes de riesgo. ¿Quieres saber más? ¡Pues no te levantes del asiento! Ya que en la entrada de hoy vamos a mostrar una guía de escalada en los Picos de Europa. Hablaremos de los mejores spots que existen y las rutas más sencillas.

Lugares que visitar para realizar escalada en los Picos de Europa

Los Picos de Europa es la formación caliza más importante de España. Además, posee una singular belleza, por lo que desde 2003 la Unesco declaró la zona como Reserva de la biosfera. A continuación, vamos a descubrir los mejores lugar que puedes visitar para practicar la escalada.

Escalada en Naranjo de Bulnes

La historia de la escalada en nuestro país comenzó en el Naranjo de Bulnes. Se consideraba que era una montaña inaccesible en todas sus caras. Sin embargo, en 1904, el marqués de Villaviciosa, Pedro Pidal y Gregorio Pérez Demaría “El Cainejo” iniciaron una apasionante aventura que les permitió por fin alcanzar la cima.

Posteriormente, en la década de los 60, los escaladores Rabada y Navarro consiguieron ascender por la cara oeste. Demostrando así que cualquier superficie, por complicada que pareciera, podía ser superada por el espíritu humano.

En el Naranjo de Bulnes no hay vías fáciles, pero algunas como la Directa los Martínez son más asequibles. Sin embargo, el principal atractivo es subir la vía de Orbayu en la cara oeste, que es considerada como una de las más complicadas del mundo.

Yoigo Custom

Escalada en Desfiladero de La Hermida

picos de Europa

Esta zona está ubicada entre Panes y Potes, en el margen más oriental de los Picos de Europa. Se trata de un capricho de la naturaleza, con formas asombrosas que te dejarán con la boca a abierta. Y también uno de los epicentros de la escalada deportiva en España, que reúne cada año a miles de apasionados por los deportes de montaña.

El Desfiladero de La Hermida tiene 22 kilómetros de longitud, por lo que es el más largo de la península. Y se alza a más de 600 metros de altura, surcando las grandes paredes calizas del Macizo de Ándara, que han sido esculpidas con infinita paciencia por el caudal del río Deva.

Un enclave turístico ideal para disfrutar con toda la familia, que además nos permite practicar escalada, trekking, vías ferratas y otros deportes al aire libre. Sin olvidarnos del Balneario de la Hermida, que tiene aguas termales a 35 grados y es uno de los más populares del norte de España.

Escalada en Espolón de los Franceses

El ascenso desde el Espolón de los Franceses a la Peña Vieja transcurre por varias vías de unos 800 a 1.000 metros de longitud. La dificultad no es muy elevada, pero debido a lo laberintico del recorrido se recomienda ir siempre con un guía a menos que tengamos mucha experiencia. Al final del trayecto hay un total de 3 rápeles, aunque algunos de ellos pueden evitarse si lo deseas.

El Espolón es uno de mejores spots de toda Europa, ya que sus rutas son largas, tienen un grado asequible y el paisaje es alucinante. Además, cuando alcances la cumbre de Peña Vieja sentirás que has logrado superarte a nivel personal. Una extraordinaria aventura que no debes perderte si eres una aficionado a los deportes de riesgo.

Consta de 2 partes claramente diferenciadas. La primera es propia de escaladores, con una superficie muy escarpada y pasos aislados de hasta 5 grados de dificultad. Mientras que la segunda hará las delicias de los alpinistas, ya que nos epsera una trepada de más de 2 horas de duración que requerirá de todo nuestro olfato montañero para llegar a la cumbre.

Rutas por Picos de Europa más sencillas de escalada

Finalmente, vamos a mencionar algunas de las rutas por Picos de Europa que son más sencillas de escalar. Un excelente ejemplo es Martingada, que está en la cara sur del monte San Carlos. Aquí se encuentran un total de 4 rutas de escalada que se adaptan a la perfección a distintos niveles de dificultad. Por lo que se trata de una de las aproximaciones más recomendables si quieres consolidar tus primeros pasos en el mundo de la escalada.

Otra opción muy recomendable es la Maraya en Horcados Rojos, que es una de las rutas clásicas de los Picos de Europa. Es bastante asequible, aunque es indispensable tener ciertos conocimientos técnicos y condición física para disfrutarla por completo. También es fácilmente abordable el Palacio de Invierno, situado en la Aguja Bustamanete, que posee un montón de rápeles y travesías que son muy excitantes.

Y hasta aquí nuestra entrada de hoy, donde hemos hablado de las mejores rutas de escalada que existen en los Picos de Europa. ¿Qué te han parecido? ¿Nos hemos dejado tu favorita fuera? Pues no seas tímid@ y háznoslo saber en los comentarios. ¡Hasta la próxima!